El diputado insinuó que Florencia Peña tuvo encuentros sexuales en Olivos. “¿Tengo que aclarar que no soy la petera del presidente?”, se preguntó la actriz.

Un grupo de diputadas del Frente de Todos pidió expulsar de la Cámara al macrista, Fernando  Iglesias, candidato a renovar su banca en la lista de María Eugenia Vidal, por sugerir en las redes sociales y en declaraciones televisivas que actrices como Florencia Peña fueron a la Quinta de Olivos en plena cuarentena dura a participar de fiestas sexuales con Alberto Fernández.

Peña hizo un fuerte descargo en su programa de televisión que se emite por Telefé, en el que se indignó por los ataques del diputado y de una red de tuiteros macristas que la identificaron con el hashtag #lapeteradelpresidente. 

“¿En serio después de 40 años de profesión tengo que aclarar que no soy la petera del presidente?”, se molestó la actriz y explicó que las visitas fueron para solicitar ayuda a su gremio ante la imposibilidad de trabajar por la pandemia.

Su compañera y periodista Nancy Pazos informó que en esos días, cuando imperaba la cuarentena dura y no se podía salir del radio de la vivienda, también visitaron la quinta de Olivos otros referentes del rubro como el productor teatral Carlos Rottemberg o el director de programación de Canal 13, Adrián Suar, quien según informó estuvo 7 horas en la residencia presidencial. Sobre ellos no hubo críticas.

El nuevo escándalo que protagonizó Iglesias cayó como una bomba en Uspallata, donde según reconocieron ya están hartos de sus exabruptos. “Hubieran tenido que explicar por qué en plena cuarentena dura iba gente a Olivos que no era esencial. Ahora estamos nosotros tratando de explicar a Iglesias”, dijeron desde la sede del gobierno porteño.

El pedido para echar a Iglesias se fundamenta en el artículo 66 de la Constitución Nacional, que permite a cada Cámara del Congreso remover a sus miembros por “inhabilidad física o moral sobreviniente a su incorporación”. Fue impulsado por la diputada del Frente de Todos Gabriela Cerruti y firmado por catorce compañeras de bancada.

Iglesias inició su ataque a Peña y otras actrices o modelos como Ursula Vargués y Sofía Pacchi, por estar incluidas en un listado de visitas a la Quinta de Olivos conocido la semana pasada.  En su cuenta de Twitter publicó la imagen de las tres semi desnudas y las definió como “personal de trabajo” del jefe de Gabinete Santiago Cafiero.

En otro post sostuvo que “la señorita” que visitaba al presidente “iba a ayudarlo a buscar la perilla que enciende la economía para poner de pie a Argentina”. La respuesta de su par Waldo Wolff también ganó los repudios: “Pero ella de rodillas no?”, ironizó, en clara referencia a una escena de sexo oral.  Abrió el juego para que una granja de trolls comenzara a viralizar el hashtag  #lapeteradelpresidente.

La dupla del PRO borró ese intercambio, que fue el 27 de julio, pero sus pares del Frente de Todos no tardaron en viralizar la captura. “La violencia machista sideral que despotrican Iglesias y Wolf contra las mujeres tiene que ser repudiada por todo el arco político. Representantes del pueblo no pueden estar disciplinando mujeres que se involucran en política. Nuestra solidaridad con las mujeres agraviadas”, replicó la diputada camporista Daniela Vilar.

Se sumó su compañero Hugo Yasky. “Como varón y miembro de la Cámara de Diputados, me da muchísima vergüenza ajena la misoginia que destilaron en estos días mis colegas Fernando Iglesias y Waldo Wolff. La discusión, el disenso y el debate de ideas son válidos; la violencia de género, no”, tuiteó.

Pero además, en el pedido de expulsión, las diputadas citan las declaraciones de Iglesias en la señal de cable Todo Noticias, donde habló sin vueltas de posibles vínculos sexuales entre las actrices y Alberto Fernández.

“Una cosa es tu vida privada pero la residencia presidencial es la residencia presidencial. Me permito decir que estos escándalos sexuales ha habido con Juan Domingo Perón, Carlos Saúl Menem y ahora Alberto Fernández”, enumeró el diputado que ingresó en la boleta porteña que encabeza María Eugenia Vidal por pedido del ala dura del PRO que lideran Mauricio Macri y Patricia Bullrich.

También recordaron en Diputados que en un debate con la ahora candidata a diputada del Frente de Todos Victoria  Tolosa Paz, Iglesias sostuvo que discutir con ella era difícil porque “es mujer y es bonita”.

Aunque sus ataques a las actrices comenzaron la semana pasada, las diputadas de Cambiemos recién reaccionaron este martes, conocido el descargo de Peña, pero no confirmaron si avalarán su pedido de expulsión.

“Lo que tuiteo está pésimo. Hay que pedir explicaciones convincentes s/la actividad de los no esenciales en Olivos especial+ a altas horas de la noche pero de todos, varones y mujeres y hacerlo sin insinuaciones ni prejuicios”, reclamó Silvia Lospennato, del PRO.

El diputado Jorge Enríquez, del PRO, defendió a sus colegas y se burló del pedido de expulsión. “La pretensión de la diputada Cerruti de que la Cámara de Diputados sancione a los diputados Iglesias y Wolff por hacer chistes con ese escándalo es en sí misma escandalosa. El humor es una válvula de escape pacífica ante tantos abusos de poder. No hay en esto nada de misoginia”, señaló.

Vidal ni siquiera quiso repudiar a su compañero en la lista de candidatos. “Decir que un integrante de un partido político es machista y el resto de la sociedad no. Yo lo viví en carne propia adentro y afuera de mi espacio”, se desentendió en una entrevista por televisión. Seguirán haciendo campaña juntos. (fuente: La Política Online)