Este lunes estaba prevista una reunión del Zilitto con el Comité de Crisis, pero el gobernador viaja a Buenos Aires. “Mañana al mediodía habrá anuncios”, confió a El Diario una fuente oficial.

El gobernador Sergio Ziliotto tenía previsto este lunes un reunión con su gabinete político y con técnicos del área de Salud junto al Comité de Crisis para resolver la apertura de las fronteras provinciales.

Sin embargo, una invitación del presidente Alberto Fernández para participar de anuncios relacionados con el Plan Gas este mismo lunes postergó una definición hasta este martes. “Mañana al mediodía habrá anuncios relacionados con la apertura de fronteras”, confió a este diario una fuente oficial.

Con la mira puesta en controlar el brote en la Colonia Menonita, el gobernador Ziliotto analiza los números de la actualidad epidemiológica en el resto de la provincia, para definir una apertura definitiva.

El contexto nacional indica que el presidente Alberto Fernández anunció, el virnes a la noche, que únicamente las ciudades de Bariloche, en Río Negro, y de Puerto Deseado, en Santa Cruz, permanecerán bajo Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO), mientras que el resto del país continuará con Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio (DISPO) para hacer frente a la pandemia de coronavirus.

Otro dato es que San Luis -que tiene más casos que La Pampa- abrió sus fronteras, lo que determina una presión hacia el gobierno pampeano.

El reclamo de la libre circulación de los pampeanos y las pampeanas se canalizó a través del sitio Abran La Pampa, que tiene 27.000 seguidores y cientos de historias y pedidos para reencontrarse con los seres queridos.

Otro dato es que el 1º de noviembre se abre el turismo en la costa atlántica y provincia de Buenos Aires lo que genera situaciones disonantes en quienes no puede ingresar o salir de La Pampa hacia otros puntos del país.

Fin de año

Ziliotto durante la semana pasada reiteró un concepto relacionado con el fin de año: el objetivo es que para las fiestas ‘no falte a la mesa ningún pampeano o pampeana‘.

El gobernador anticipó que “este fin de semana va a ser determinante para ver si impactó que vengan a la provincia pampeanos y pampeanas por motivos sociales. A partir del análisis tomaremos decisiones”, anunció.

El jefe del Ejecutivo señaló al referirse a la pandemia del coronavirus y la consecuente cuarentena que “siempre he dicho que la mejor herramienta es la solidaridad y la responsabilidad social. Cada vez que hemos podido hemos tomado decisiones mirando la situación epidemiológica, pero poniendo en marcha las actividades económicas”.

El Gobierno desandó en la última semana la restricción de algunas actividades. Se ampliaron a 200 las personas que pueden participar de los actos de colación (primario y secundario) y se habilitaron espectáculos en lugares gastronómicos al aire libre, aunque se prohibió el baile. Las academias de danza y baile anunciaron que el domingo 6 de diciembre realizarán uan protesta en la plaza San Martín pidiendo la apertura con un protoloco.

El gobernador añadió que en ese contexto “hay un camino a transitar y depende de cómo lo transitemos estaremos en determinado escenario para las fiestas, que no falte ningún integrante de la familia. Queremos que estén todos. Que puedan venir todos los que no están en la provincia, pero que tampoco falte alguien por el Covid”.

“La Pampa está toda en Fase 5. Quizá viene el momento más difícil de la pandemia, es una época sensible, de relajamiento, y que se conozca medianamente la fecha de vacunación aumenta ese relajamiento”, dijo. Y admitió: “vamos a convivir, la pandemia no terminó y esperemos que no haya segunda ola”.

“Nuestro principal objetivo es que los pampeanos, vivan donde vivan, vuelvan a la normalidad lo antes posible, con la mejor calidad de vida y sin olvidarnos que hubo más de 70 pampeanos y pampeanas que fallecieron. El gran objetivo es que en la mesa de la Fiestas estén todos los pampeanos”, dijo.

Compartir