El intendente de Lonquimay, Manuel Feito, desplazó de su cargo al director de Acción Social de la municipalidad Oscar Riquelme por violar la cuarentena.

Según informó el sitio La 5 Noticias, tres familias están aisladas en Lonquimay después que el director de Acción Social tuvo contacto en Santa Rosa con parientes al que a uno le dio positivo de Covid-19. El intendente del pueblo ubicado sobre la ruta 5, al tomar conocimiento del caso desplazó del cargo al funcionario.

El director había viajado a Santa Rosa a buscar plantas para la localidad junto a un empleado. Aunque solo tenía que ir al negocio, pasó por la casa de un familiar y estuvo charlando. Quien lo acompañaba no se bajó.

Al retornar a Lonquimay se enteró que uno de sus parientes de Santa Rosa había dado positivo. El director, el empleado y otro trabajador con el que había tenido contacto en su tarea diaria fueron aislados preventivamente con sus familias, si bien no tienen síntomas. Se estableció que el funcionario y los empleados no habían estado en la municipalidad, por lo tanto, no hubo más contactos estrechos con otras personas antes de ser recluidos en sus casas. Frente a este incumplimiento, el jefe comunal decidió desplazar a Riquelme, indicó el medio.

 

Compartir