Marcela Urban, secretaria general del gremio de docentes privados (SADOP), afirmó que en los jardines e institutos de enseñanza, las familias dejaron de pagar las cuotas tras la suspensión de clases por el coronavirus y se les está complicando, “algunos quedaron al borde del cierre”, se lamentó la gremialista.

En relación al pago de los salarios a las maestras de esos establecimientos dijo que “algunos llegaron a arreglos, pero hay otros que no pueden pagar. Nosotros buscamos que no cierren”, aseveró en diálogo  el sitio Plan B Noticias.

Urban aseguró que a los docentes de las Escuelas privadas “les pagaron a todos”. “Por suerte en nuestra provincia está respondiendo en tiempo y forma porque la mayoría son subvencionados en la parte salarial docente”, dijo quién es también secretaria de la CGT.

“Nosotros tenemos como prioridad no permitir despidos ni suspensiones, que los trabajadores cobren en tiempo y forma, y también analizamos las condiciones laborales en la que les toca desempeñarse a los docentes”,  explicó.

“Lo bueno de toda esta situación es que los docentes somos uno de los únicos sectores que siguieron trabajando. Ningún docente dejó de trabajar. Respondieron a la institución, a los padres, y al sistema educativo”, cerró.

Compartir