El ministro de Desarrollo Social de Alberto, Daniel Arroyo, estuvo en Santa Rosa y junto con Sergio Ziliotto lanzaron, tras firmar un convenio, el programa “Argentina contra el Hambre”. Para La Pampa son 10.000 tarjetas alimentarias y el programa se implementará a partir del 26 de febrero.

Arroyo dijo que  “esto no es un anuncio, sino que es la puesta en marcha de una política pública, es un inmenso honor firmar el convenio con el gobernador Sergio Ziliotto. Soy un admirador de la administración de La Pampa. Hace mucho tiempo que venimos conversando el modelo económico, de la política social, de la descentralización, de sistemas de crédito para emprendimientos productivos…, hace mucho tiempo que vengo siguiendo lo que hace La Pampa y muchas veces pensé que si alguna vez me tocaba ser ministro de Desarrollo Social de la Nación, tendríamos que hacer muchas de las cosas que se hacen en La Pampa. Por eso estoy hoy aquí, para comenzar a trabajar en conjunto”, indicó.

Arroyo enumeró los ejes ideológicos planteados en la cartera nacional. “Estamos en un contexto bien complicado, en una situación social difícil, yo tengo tres principios que guían mi tarea como ministro. Primero: no puede haber hambre en Argentina, no puede haber hambre en un país que produce alimentos; segundo, todos los chicos tienen que estar en la escuela, el mejor lugar que tiene la Argentina es la escuela, y tercero, la mejor política social es el trabajo”, detalló.

Retomando el primero de los puntos, Arroyo sostuvo: “No puede haber hambre en la Argentina. Ponemos en marcha hoy la Tarjeta Alimentaria, una tarjeta para las madres que tienen chicos menores de seis años y con Asignación Universal, para las mujeres a partir del tercer mes de embarazo, para las personas con discapacidad que tienen Asignación. Son más de 19 mil personas, son más de 19 mil chicos en La Pampa. Es una tarjeta del Banco Nación, un Banco público, que no permite extraer dinero de un cajero automático y sí la compra de alimentos, como quiere la familia. Estamos hablando de más de 10 mil tarjetas en La Pampa. Una tarjeta de 4 mil pesos para la madre que tiene un chico menor de seis años, y de seis mil pesos para las madres con dos o más chicos”, continuó.

“Buscamos que todos coman y coman bien. Las madres antes de recibir la tarjeta hacen un curso de nutrición donde insistimos con leche, carnes, verduras y frutas. Hay problema de nutrición en la Argentina, los dos datos mas brutales que tenemos es que mes tras mes baja el consumo de leche, y es imperdonable. En un país donde todas las familias saben que todos los chicos tienen que tomar leche es imperdonable que mes tras mes baje el consumo de leche. Otro dato que es peor aún, es que estamos haciendo una generación de chicos petisos y obesos. Cuando se hacen controles de peso y talla,  dan mal en Argentina porque viene bajando la talla de los chicos. Hay mal nutrición y obesidad infantil. Partimos de la base de que la tarjeta lo primero que tiene que hacer es lograr que todos coman bien. Esta es una provincia que viene encarando hace mucho tiempo las políticas sociales muy fuerte, donde vienen tomando el tema alimentario y la Nación viene a colaborar, a trabajar y a articular”, indicó.

Arroyo se refirió a la puesta en marcha del circuito económico local a través de destino de fondos para la adquisición de alimentos mediante la Tarjeta Alimentaria. “Esto es trabajo, es agricultura familiar, es economía popular, es gente que produce alimentos y que va a poder vender; es muy importante el rol de los movimientos sociales y organizaciones y de los que producen agricultura familiar. No es solo que todos coman, es trabajo, es generación de trabajo, es desarrollo económico local; son 51 millones de pesos que los terceros viernes de cada mes se ponen en marcha, a partir del 26 de febrero, y luego se recarga el tercer viernes de cada mes en la tarjeta; y esto mueve la economía, el supermercado, el almacén, o la feria, es decir, la economía”, indicó.

“Esto significa una responsabilidad de todos, de ayudarnos con los precios y promociones y ayudar con leche, carne, frutas y verduras porque tenemos que mejorar la nutrición. La política alimentaria está pensada en tres etapas: antes de la escuela, durante y después de la escuela. Antes de la escuela es esto, madre con chicos menores de seis años, si un chico come bien aprende bien y tiene oportunidades, si come mal va a aprender mal. Por eso armamos un sistema para arrancar, para que todos los chicos lleguen bien nutridos a la escuela y tengan sus primeros años en buenas condiciones, articulando con las provincias desde esa base. Y para que esto sea posible tiene que ser una tarea de todos, del sector privado, de los empresarios, de los comerciantes, del Estado, de las organizaciones sociales y de los medios de comunicación. Les pedimos a los medios de comunicación que nos ayuden con la difusión de una buena nutrición. Recibo todos los meses los consumos que se hacen con la tarjeta, y cuando crece el consumo de leche digo que estamos haciendo bien las cosas”, manifestó.

El ministro de Desarrollo Social de Nación solicitó la ayuda de todos los sectores del país para fortalecer las cadenas productivas y económicas. “Hay una segunda parte que es ayudar a fortalecer el movimiento económico y ayudar a generar cadenas de producción. Queremos que la Argentina se construya de abajo hacia arriba, generando vínculos con las provincias y municipios, por eso les pedimos a todos que nos ayuden con las ferias; a los pequeños productores que colaboren a que todos los sectores que producen alimentos tengan condiciones para hacerlo. Hoy la Tarjeta Alimentaria funciona con posnet en cualquier comercio habilitado. A partir del mes de marzo habrá una app en el celular que permitirá al quintero que produce vender de manera directa y tener la posibilidad de extender y que la familia decida dónde comprar para mover la economía; eso es desarrollo económico local y es lo que venimos a poner en marcha y que firmamos con el gobernador Sergio Ziliotto. La prioridad, como dijo el presidente Alberto Fernández, es Argentina Contra el Hambre”, cerró el funcionario nacional.

 

 

Compartir