El futuro gobernador, Sergio Ziliotto afirmó que “la soberanía política de La Pampa es innegociable, porque es la mejor herramienta que tenemos para ejercer la pampeanidad, y así defender nuestros recursos hídricos”. De esta forma habló sobre el nuevo escenario que se presenta en el conflicto por la construcción de Portezuelo del Viento bajo el manejo discrecional de Mendoza, y reiteró que “como cada vez que se intenta vulnerar un derecho de los pampeanos, vamos a actuar sin reparar en quien tenemos en frente”.

Si bien hasta el momento La Pampa había sido la única provincia en argumentar contra Portezuelo del Viento por la falta de estudios de impacto ambiental serios y la intención de que el manejo de la represa sea discrecional del gobierno mendocino, en las últimas horas Río Negro, Buenos Aires y Neuquén cambiaron su postura y votaron un pedido de realización de un nuevo estudio de impacto ambiental.

Ziliotto, que ha tenido una activa participación en la defensa de los recursos hídricos provinciales, celebró el cambio de actitud de estas provincias y ratificó su compromiso de “continuar con la defensa irrestricta de los recursos hídricos pampeanos más allá de quienes estén en el gobierno en la Nación y en Mendoza”.

“Como cada vez que se vulnera un derecho de los pampeanos y pampeanas, nosotros vamos a actuar sin reparar en quien tenemos en frente” enfatizó, y reiteró que “el ejercicio de la soberanía política a favor de los pampeanos es innegociable, ante quien sea, porque la necesitamos para seguir defendiendo la pampeanidad, para seguir defendiendo nuestro sentido de pertenencia, nuestros recursos naturales y nuestro patrimonio”, cerró.

 

Compartir