La fiscala Cecilia Martini se refirió al crimen de Diego Loza, cometido el fin de semana pasado. Martini. “El hecho que se le imputa a ambos es un homicidio calificado. En principio la imputación es genérica que se hace iniciada la investigación y apunta a la calificación elevada que se puede hacer de esto hecho. Después se verá, a través de la investigación, si eso se puede comprobar o no”, indicó.

Se recuerda que Diego Loza fue encontrado en su departamento ubicado en Avenida Luro y Emilio Zola con tres disparos: un tiro en el tobillo izquierdo, otro en el brazo izquierdo y un tercero -mortal- en la boca. La policía detuvo primero a un sospechoso -Walter Rojas Pedraza- el martes a la mañana y sobre horas de medio día, a través de un allanamiento, a un joven de 17 años.

“Esta investigación se inicia en las primeras horas del 26 de junio y lo que entendemos, por lo que se ha recabado hasta ahora porque restan producirse un montón de material probatorio, es que esto sería un homicidio calificado por haber sido cometido por el concurso premeditado de dos personas y, a su vez, con ensañamiento y alevosía y para facilitar la impunidad de otro tipo de delito que sería un robo, además de estar agravado, en el caso del mayor, por haber utilizado la colaboración de un menor de edad. En el caso de ambos imputados por haber utilizado un arma de fuego para cometerlo”, informó Martini. “Se verá cuáles de todos estos elementos quedan acreditados y cuáles no, si hay algún otro tipo de agravante que surge. Todo eso es materia de investigación”, agregó.

Por su parte, Martini comentó que no encontraron “nada roto, ni forzado para ingresar a la vivienda”. En ese sentido, dijo que quieren asesinaron a Loza podrían haber entrado por una abertura pero sin el consentimiento de la víctima.

Para finalizar, faltan varios resultados de las pericias que se están realizando para determinar la hora de muerte, el móvil, análisis de pruebas, entre otros. Respecto del móvil, la hipótesis más fuerte que maneja la fiscala es “un delito contra la propiedad”, sin embargo no descartó un ajuste de cuentas tal como trascendió.