Varias organizaciones de derechos humanos, políticos y gremiales señalaron como “vergonzoso” el fallo del Tribunal Oral Federal 6, que le concedió la prisión domiciliaria al represor Miguel Etchecolatz.

Etchecolatz fue seis veces condenado por crímenes de lesa humanidad. Los jueces del TOF determinaron que el arresto domiciliario se lleve a cabo en Mar del Plata. De acuerdo a los fundamentos este beneficio le fue concedido por su avanzada edad y también por su deteriorado estado de salud.

Ante la decisión de los jueces, diversas organizaciones y personas vinculadas a los derechos humanos repudiaron la decisión. Hijos-Capital publicó en su cuenta de Twitter: “Pase el tiempo que pase. Sigue sin decir qué hicieron con Julio López. Con un genocida en el barrio, todos/as estamos en peligro. El único lugar para un genocida es la cárcel común, perpetua y efectiva”.

Quien se manifestó también fue María del Cármen Verdú, referente de la Correpi: “CAMBIEMOS lleva a la práctica su reivindicación del terrorismo de estado y sus protagonistas. Premiaron con prisión domiciliaria al chacal Etchecolatz. Por Nilda Eloy, Jorge Julio López y los 30.000, sepan que ¡A donde vaya lo iremos a buscar!”.

El Tribunal que le otorgó la prisión domiciliaria al genocida se encuentra conformado por José Sobrino, Julio Panelo y Fernando Canero. La decisión cosechó el repudio de varios dirigentes políticos y gremiales.