La intersindical completa se reunió ayer con el secretario General de la Gobernación, Juan Ramón Garay, y el subsecretario de Trabajo, Empleo y Capacitación Laboral, Marcelo Pedehontáa, en la sala Mechi Mario de Casa de Gobierno.

Dicha paritaria se llevó a cabo para llegar a dos acuerdos importantes, “uno sobre zona desfavorable, y la incorporación del ítem para algunos trabajadores equiparado al de otros estatutos. Eso nos permite hablar de igual trabajo, igual remuneración”, explicó Pedehontáa.

En ese sentido, el subsecretario consideró que: “si un trabajador de un estatuto cobra por ejemplo el 60% de zona desfavorable y otro trabajador de la 643 cobra el 20%, lo equiparamos y cobrarán los dos el 60%  o  lo que corresponda según la zona y lo que cobre el del estatuto de mayor porcentaje”.

En segundo lugar indicó que se trató un acuerdo que empieza a destrabar la situación de los agentes de la Ley 2871  (Régimen laboral de tiempo compartido), “este es un compromiso del Ejecutivo provincial, de analizar las vacantes actuales y las que vendrán, para ir incorporando a estos agentes”.

“Se deberá analizar vacante por vacante, cada jefe de área deberá ver las necesidades y en función de eso empezar a privilegiar el traspaso de los 2871 a los estatutos correspondientes”, añadió Pedehontáa, quien mencionó una excepción respecto de la ley de Salud, que tiene otros puntos que serán discutidos en paritarias sectoriales.

Finalmente, según indicó el funcionario, se efectuó  la presentación “de un trabajo conjunto que hemos hecho con la intersindical, que es una ley muy novedosa sobre violencia de género y todo el protocolo que nos permite seguir avanzando en el dialogo”.

Estos puntos quedaron ad referéndum de la próxima paritaria, que será en los meses siguientes. “Veremos como va evolucionando la situación, porque la próxima reunión será para analizar el fin de año”, concluyó.

Compartir