31 muertos es la cifra confirmada hasta el momento de los muertos por los incendios en Portugal. Son alrededor de cien focos de incendios los que azotan al país. Asimismo, hay varios heridos y 15 de ellos se encuentran en grave estado.

Hasta hoy son 108 los focos activos, en los que trabajan más de 5.000 bomberos. “Todos los medios de que dispone el país están trabajando para la extinción”, ha declarado la directora de Protección Civil, Patrícia Gaspar, que no espera que la extinción de todos los fuegos ocurra antes del martes. Todo el centro y el norte del país está en alerta roja.

De acuerdo con ello, el fuego que concentra más medios está en el municipio de Lousã, en el distrito de Coimbra ubicado en el centro del país.

El secretario de Estado de Administración Interna de Portugal anunció que la mayoría de los incendios fueron provocados, ya que se han declarado en terrenos de pastoreo y justo un día antes de que se anunciase la llegada de la lluvia.