El decreto 794/2017 del Ministerio de Transporte publicado ayer en el boletín oficial también tomó de sorpresa a la Asociación Gremial de Profesionales y Personal Superior de Vialidad Nacional. De acuerdo al decreto se creará la empresa “Corredores Viales S.A.”, la cual detentará el 51% de la cartera que conduce Guillermo Detrich, mientras que la Dirección Nacional de Vialidad será tendrá el 49%.

A partir de ello, la Asociación Gremial se expresó a través de Jorge Campanile, integrante de la Comisión Directiva: “En el transcurso del día nos hemos ido comunicando a nivel de las diferentes provincias y diferentes gremios. Se ha logrado que a primeras horas de la tarde el administrador haya ido al primer distrito de la provincia de Buenos Aires para hacer algún tipo de aclaración que no dejó satisfecho a los trabajadores. Porque él dice que este decreto que se sacó con esta sociedad anónima es exclusivo para tratar a una concesión que está teniendo incumplimientos que es del corredor de la Avenida Richieri. Eso no figura en ningún anexo que eso es exclusivo para ese corredor sino que son muy amplias las condiciones y superpone las funciones de esta sociedad anónima con las que actualmente tiene Vialidad Nacional. Habría un solape de funciones entre organismos públicos y esta sociedad anónima que nos trae preocupados a todo el país, a los trabajadores”.

De acuerdo a lo expuesto en el decreto, la sociedad anónima no tendría los mismos controles a los que se somete Vialidad Nacional. “Es grave para la sociedad, no solo para nosotros como trabajadores, que presenta riesgo de perder la fuente de trabajo. O sea que el que maneje las obras viales del país no tenga que rendir cuentas a algún órgano nacional o público”, dijo Campanile.

Por otra parte, Jorge Campanile explicó que los porcentajes no son los que habían trascendido hasta el momento no son exactamente como se han manifestado. En este sentido aclaró: “El 51% es del Ministerio de Transporte, el 49% es de Vialidad Nacional. O sea hoy sería totalmente del Estado. Pero hay artículos que dicen que está abierta la posibilidad de que las acciones de la sociedad anónima pasen a poder de privados en función de la necesidad pública, o una cuestión así es que dicen. O sea que eso está abierto a que el día de mañana el Ministerio de Transporte o Vialidad cede esa sección a una empresa que es la misma que va a construir la obra y la que la va a controlar”.

Por otra parte, resaltó la citación que se le hizo al ministro Dietrich para que explique la situación ante la Comisión de Obras Públicas. La misma está planteada para el martes 10 a las 14:00 horas.

Los trabajadores se encuentran en una “situación de alerta” hasta que no se aclaren los objetivos y finalidades del decreto. Tal situación también se ve reflejada cuando se plantea que podría haber un vaciamiento y pérdida de fuentes de trabajo. “Otro de los artículos dice de que esta sociedad anónima va a tratar con los gremios para ver como va a hacer la situación de cuales son los trabajadores que van a ser absorbidos por esta sociedad anónima”, comentó Jorge Campanile. La letra fría del decreto no se correspondería con las interpretaciones subjetivas que desde el gobierno quieren transmitir para menguar la “situación de alerta”.

Compartir