En horas de la mañana, Antonio Corredera, se hizo presente en la comisión del Concejo Deliberante de Santa Rosa. El encuentro tuvo como objetivo analizar el pedido de habilitación de la Recova. El local hace más de un año y medio que se encuentra clausurado.

Al respecto Corredera comentó que estuvo en la comisión para realizar un nuevo pedido de habilitación y aseguró que “están dadas todas las condiciones legales para que la conceda, llevó más de un año y medio y no se expiden. No me dicen tampoco porque no me dan la habilitación. Entonces he venido al Concejo a ver si por el Concejo, que es el órgano legislativo que ya en una oportunidad hizo una ordenanza para eso y la vetó el intendente puedo conseguir la habilitación”.

En declaración recalcó varias veces que no le explican las trabas para la habilitación ya que aclaró que “la posesión –del inmuble- la tengo yo y el que tiene la posesión tiene el uso del bien”. Asimismo, agregó “la gente tampoco sabe como viene la mano. Entonces está eso que parece ser que tienen un poco de recelo de perder la posesión” -ello en referencia Ortiz con quien Corredera tuvo un litigio judicial.

Por otra parte, Antonio Corredera dijo que ha tenido, por el período de clausura, pérdidas económicas. “Tuvo importantes pérdidas por el año cerrado. Todo el personal que tuve que indemnizarlo, mercadería que se echo a perder. A partir de ahí no gane un peso, quede desocupado prácticamente”.

Mientras tanto Corredera expresó que seguirá en espera para que le otorguen la habilitación. “Creo que Santa Rosa se merece un lugar como ese para que paseen, para que anden, para que se sienten, para la vista. Un lugar abierto. Se sabe que la Recova es el corazón de la ciudad, así que por una cuestión que hasta el día de hoy no se porque toda la población está sufriendo el perjuicio de tenerla cerrada”.

Compartir