Trabajadores de la economía popular, encargados de lavar autos en la ciudad de Santa Rosa, le enviaron una carta al gobernador Carlos Verna para solicitar una audiencia. Pretenden que el poder ejecutivo provincial intervenga en el conflicto con el intendente de la capital pampeana.

Desde hace tres meses, los trabajadores realizan un acampe frente a la Municipalidad como como medida de lucha y hasta el momento no han tenido una solución. El problema se agudizó por las restricciones que las nuevas medidas para estacionar les producen a los trabajadores. Reclaman soluciones tal como, desde el municipio, se habían comprometido.

Por otra parte, los trabajadores fueron notificados de una denuncia por el corte de calle producido el jueves 28 de septiembre. Ellos aclaran que lo único que desean “es poder trabajar” y afirman que “no quieren ser empleados municipales”, como ha trascendido los últimos días. Por este motivo, también solicitan la audiencia con el gobernador.