Se está desarrollando la segunda jornada del juicio a los integrantes del colectivo Chakra Raíz acusados de usurpar un terreno en el que se construirían viviendas sociales por parte del IPAV.

Hoy declaró la apoderada del IPAV, Juliana Stok Capella, quien dijo que donde se instalaron los integrantes del colectivo iba a desarrollarse un plan de viviendas de 112 casas y que hay 500 vecinos de toay que esperan una solución habitacional.

Además declararon testigos de la defensa, vecinos del lugar, que hablaron bien de los integrantes de Chakra Raíz y que dijeron que prefieren que estén ellos porque cuidan el médano y el monte y que no existe en ellos ningún interés de especulación inmobiliaria.