Hoy se cumple el día de Sobrecapacidad de la Tierra, es decir, es el día en que se han consumido todos los recursos naturales disponibles para el año 2017, en esta oportunidad recae en la fecha más temprana desde que comenzaron las mediciones en la década de los `70.

Hasta este 2 de Agosto, la población del mundo consumó más recursos de los que se pueden regenerar en el plazo de un año, lo que significa que lo que se agotó el “presupuesto ecológico anual” con el que cuenta el planeta. De esta manera, se marca el punto de inflexión entre lo que consumimos y lo que es capaz de regenerar el Planeta cada año, según datos de la Global Footprint Network (GFN).

Hoy entramos en déficit ecológico por nuestro consumo desmedido, ya que la humanidad necesitaría 1,6 planetas para satisfacer su demanda de recursos naturales.  Este “déficit ecológico” se debe a que emitimos más dióxido de carbono a la atmósfera de lo que los océanos y bosques pueden absorber y a que agotamos las pesquerías y talamos los bosques más rápido de lo que se pueden regenerar y mantener.

Para disminuir la huella ecológica los activistas medioambientales recomiendan comer con mayor frecuencia productos vegetales ya que la producción de alimentos cárnicos requiere más superficie, así como evitar, por ejemplo, tirar alimentos y ahorrar en calefacción. También el transporte juega un papel importante: los viajes en avión contaminan mucho más que el transporte público. Las organizaciones de protección del medio ambiente también reclaman a los políticos que actúen. Solicitan, entre otras cosas, una orientación sostenible de la agricultura con más cultivos ecológicos, así como poner fin de manera irreversible al uso del carbón.