El primer ministro sueco, el socialdemócrata Stefan Lofven, anunció en una conferencia de prensa que los ministros de Interior, Anders Ygeman, e Infraestructuras, Anna Johhansson, fueron reemplazados tras el escándalo generado por una fuga de datos confidenciales de la agencia gubernamental de transportes.

Según los medios suecos, el trabajo lo asumió IBM y, a través de esa empresa, empleados de la República Checa. Ese personal de la corporación privada tuvo acceso, sin las necesarias autorizaciones, a la base de datos de la Agencia, que cuenta con información sobre todos los vehículos en Suecia e incluye, entre otros, información sobre vehículos policiales y militares, identidades protegidas, registros policiales y rutas de transporte de caudales.

Lofven defendió los cambios en su gabinete, y frente a la exigencia de la oposición de que remueva también al titular de Defensa, Peter Hultqvist, respaldó al funcionario y descartó lo que, dijo, equivaldría a llevar al país a una “crisis política”.

 

FuenteTélam
Compartir