La funcionaria se refirió al desalojo que se realizó en las primeras horas de ayer por parte de fuerzas de seguridad en la planta de Pepsico Snacks de Vicente López, que cerró el 21 de junio último, cuando la compañía comunicó a los 600 empleados que trabajaban allí que se trasladaba a la localidad bonaerense de Mar del Plata.

“La discusión política en torno a esto no tiene demasiado sentido: hay un tema en la Argentina que es que durante muchos años la ley se utilizó de acuerdo a las necesidades de la política. Y cuando hay un juez que te dicta qué hacer, tenés que hacerlo”, definió la funcionaria anoche en América TV.

En este sentido lamentó que en los últimos años “en Argentina, la ley perdió centralidad” y planteó que “hubo miles de casos durante el gobierno de la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner, en que no cumplían órdenes, la policía no iba”, cuando se decidían desalojos.

“No es un problema sólo de las inversiones: es de las relaciones entre todos y si tomamos la decisión de un camino en que Argentina tiene que tomar un apego a la ley para ser un país más previsible, yo tengo que actuar, y si tengo que pagar un costo individual, no lo va a hacer el gobierno. (…) El país estaba dado vuelta, sin ley, desordenado”, concluyó.

Fuente: Télam

Foto: Télam

Compartir